El cuarteto de la felicidad

Dependiendo de las cosas que haces en tu día a día, dependiendo de qué comes, de qué actividades haces, en qué piensas, o con quién te relacionas, desprendes una neuroquímica u otra en el cerebro.🧠

Hay cuatro neurotransmisores, cuatro sustancias que cuando se liberan en tu cerebro te hacen sentir bienestar emocional, te hacen sentir bien, en calma, feliz. ¿Quieres saber cuáles son? ¿Quieres saber qué hacer para poder generarlas de forma natural en tu cerebro? Pues entonces te animo a que sigas leyendo.

Una de estas sustancias es la dopamina. Ya hemos hablado de ella en otras entradas del blog. La dopamina está relacionada con el placer, con la motivación y con la relación beneficio-coste. Cuando sentimos placer se activa en el cerebro el llamado circuito de recompensa en el que se libera principalmente dopamina. La dopamina también se libera cuando algo nos sorprende, cuando estamos motivados (cuando tenemos un proyecto o propósito) e incluso cuando hacemos ejercicio físico como el Yoga.

La siguiente es la serotonina. Se la conoce como el neurotransmisor de la “felicidad“. Es un antidepresivo natural del cerebro que regula nuestro estado de ánimo. Se cree que la mayor parte de concentración de serotonina se halla en el intestino. Gracias a la serotonina se sintetiza la melatonina, una hormona que nos ayuda a descansar mejor. Puedes aumentar tus niveles de serotonina consumiendo alimentos ricos en triptófano (salmón, plátano, aguacate, chocolate negro puro, huevos, frutos secos,…). También haciendo ejercicio físico como el Yoga, tomando el sol o disfrutando de actividades que te hacen sentir bien (escuchar música, leer una novela,…).

Luego está la oxitocina, conocida por ser la hormona del “abrazo“. Está muy vinculada a la relación madre-hijo pero también está presente en cualquier relación emocional. Es la hormona o el neurotransmisor del contacto físico, del amor. Es como un ansiolítico que nos calma y nos hace sentir a gusto, generando estados de confianza. Para producirla pasa tiempo con personas que te quieren, y si puedes mantener contacto físico con ellas, mejor.

Por último, están las endorfinas. Conocida por lilberarse cuando hacemos deporte. Aporta sensación de bienestar. Las endorfinas se desprenden también al realizar otro tipo de actividades que nos producen placer, como es comer dulces, reír o pasear por la natura. Se las conoce como morfina natural del cerebro, ya que ayudan a disminuir el dolor físico, te vuelves menos sensible a él.

Ya ves que al final cambiar la neuroquímica de tu cerebro para sentirte feliz y en calma depende de tí. Si quieres saber más te recomiendo leer mi libro escrito junto con Ferran Cases “El cerebro de la gente feliz“, Grijalbo, 2021.

Leave a Comment

Your email address will not be published.